Siguenos en:
Sábado
 21 de Julio de 2018
+VIDA
Alcohol enemigo de la dieta
Descubra por qué no es beneficioso irse de copas, cuando lo que se busca es bajar de peso con una dieta baja en carbohidratos.
Jueves,  15 de Marzo, 2018
Alcohol-enemigo-de-la-dieta

Si entre sus metas de inicio de año está bajar esos kilitos extras que le molestan frente al espejo, debe tener en claro que el consumo de alcohol le juega en contra. Es por ello que el plan de salir, a desestresarse con las amigas y tomarse algunas copitas de más, no es el ideal para alcanzar su meta. 

La opinión de una experta. "Si tuviera que preocuparse por las calorías en una dieta, tendría que renunciar a las vacías que le proporciona el alcohol. Sin embargo, en una dieta baja en carbohidratos en la que no se cuentan las calorías, no importa de dónde procedan estas siempre y cuando el número total de carbohidratos sea lo bastante bajo. El objetivo es limitar los carbohidratos a la cantidad que su cuerpo pueda tolerar siempre y cuando siga quemando grasa como combustible y manteniendo un estado de cetosis tan a menudo que le permita perder peso y conservar la salud y todo eso depende de su sensibilidad a la insulina", explicó Roxana Alba López Cronenbold, nutricionista dietista.   

Por qué decir no al alcohol.  De acuerdo a la versión de la nutricionista, cada gramo de alcohol tiene más de 7 calorías, aunque algunas se queman al tomarlo por el esfuerzo que hace el cuerpo para procesarlo, así que al final serían alrededor de 6. La cerveza contiene 20 gramos de alcohol que es equivalente a 150 calorías. Una copa de vino o un shot también tiene la misma cantidad aproximada. Un coctel o trago puede tener hasta 300 calorías y más de 15 gramos de azúcar; y si le sumamos la falta de actividad física, entonces como resultados tenemos aumento de peso.

Pero eso no es todo. Porque a partir del segundo trago tu cuerpo empieza a perder la habilidad de quemar la grasa que tiene almacenada, empieza a quemar el alcohol como energía y así cada cosa que se beba o coma se va directo a los brazos, estómago, piernas y glúteos. Con el segundo trago se afecta a las funciones cerebrales, los neurotransmisores, que son responsables del sueño, pierden sensibilidad y hacen que sea más difícil dormir bien, que es importante para el proceso de pérdida de peso. Después de 6 o más tragos el cuerpo se pone en estado de emergencia, para evitar que los niveles de alcohol en la sangre el cuerpo empieza a quemar energía de más y es por esto que el calor, la sudoración excesiva y el sonrojamiento son claros síntomas del consumo excesivo de alcohol. En este punto el cuerpo empieza a perder la habilidad de absorber nutrientes importantes como las proteínas, las vitaminas, los minerales y además produce deshidratación extrema que puede durar hasta 4 días. 

Bebidas light

1.- Whisky. Si se toma 1,5 onzas en las rocas, se estará sumando 200 calorías al cuerpo. Pero se debe tener cuidado con lo que se combina; lo ideal es agua. 
2.- Ginebra. Aporta con 220 calorías. 
3.- Ron. En 1,5 onzas de ron puro y sin otros ingredientes hay 150 calorías. Así es que si se agrega refresco o ingiere varios tragos, se suman las calorías al cuerpo. 
4.- Tequila. Cuenta con 115 calorías en cada 100ml. 
5.- Vodka. Concentra 230 calorías en 100 ml.
6.- Vino Blanco. Aporta entre 110 y 140 calorías. 
7.- Vino Tinto. Tiene entre 120 y 150 calorías. 
8.- Cerveza. Es la bebida alcohólica más saludable. Una cerveza light aporta entre 90 y 110 calorías por botella. Si lo que quiere es darle más sabor, se sugiere agregarle un toque de limón.

Notas Relacionadas
©2016 Diario El Día Santa Cruz - Bolivia, Dirección: Av. Cristo Redentor, KM 7 zona ”El Remanso” - Teléfono piloto: 3-434040 Fax Comercial y Publicidad. 3-434781 - Fax Redacción 3-434041 - email: eldia@eldia.com.bo  |  Acerca de El Día